Aprende a hablar inglés y luego tira la primera piedra

En las últimas semanas se ha convertido en todo un fenómeno viral el vídeo de la alcadesa de Madrid hablando en inglés para la candidatura olímpica.

Parece ser que desde todas las esquinas en España se están burlando de tan malo que es su inglés y en Internet han salido numerosos vídeos y dibujos mofándose de la alcaldesa. Al vivir en el extranjero estas cosas que francamente no me interesan a penas me llegan. Pero esta vez tras el continuo bombardeo de mensajes relacionados con lo del “café con leche” en Twitter, whatsapp, etc… decidí ver el vídeo en cuestión para ver de que narices se trataba.

Viendo el vídeo se nota como el discurso lo estaba recitando de memoria, y cuando hace referencia a lo del café con leche y el Madrid de los Austrias se nota que estaba preparado para decirlo así y que no fue improvisando. Con respecto a la pronunciación se nota su acento español, pero en mi humilde opinión está relativamente bien pronunciado. Es muy posible que su nivel de inglés sea menor que lo que demuestra en el discurso al aprenderlo de memoria, (Pasa por ejemplo con los cantantes no anglosajones que se aprenden de memoria los sonidos, sin hablar una pizca de inglés), pero por lo menos ha hecho el esfuerzo de expresarse delante de un auditorio repleto y sin chuleta en un idioma que no es el suyo, estando en juego la candidatura de unos JJOO.

Tras esto me pregunto ¿este discurso es motivo de tanta burla? Entiendo que queramos tener unos dirigentes que sepan hablar correctamente inglés, para ello tan solo hay que fomentar alguna iniciativa popular para dar el voto a aquellos candidatos que hablen correctamente inglés o negarse a votar si ningún candidato habla bien otros idiomas. Somos nosotros quienes los hemos elegido, así que parte de culpa es nuestra.

Pero mi crítica aquí es para aquellos que se mofan de un personaje público porque no habla bien inglés, cuando la mayoría de los españoles que se burlan no serían capaces ni de decir “hola, que tal?” en el idioma de Shakespeare.

Esta mentalidad es un grave error muy presente en la sociedad española, donde al que comete el más mínimo error se le señala con el dedo, cuando asumir el error es algo necesario para avanzar en la buena dirección. Lo más incoherente aquí es que en España aquel que triunfa y no comete errores se le atacada despiadádamente por la mayoría, seguramente llevados por un sentimiento de envidia.¿En qué quedamos es malo cometer errores o no cometerlos? Esta vez no hablaré sobre como en otros países como los EEUU se asumen los errores como algo natural para alcanzar el éxito.

Si piensas que vas a estudiar inglés y un día de repente vas a hablar como la Reina de Inglaterra estás bien equivocado. Lo que tienes que hacer es cuando antes ponerlo en práctica (una vez que tengas las bases necesarias) y sin vergüenza asumir los errores que vayas cometiendo, porque no hay nada de malo en ello. Pasa de los demagogos que se burlan porque en realidad solo demuestran con ello un sentimiento de inferioridad hacia aquellos que se atreven a salir de la zona de confort y sueñan prosperar en la vida. A todos los que se burlan les diría que gravasen un vídeo hablando de las bondades de su ciudad en inglés y que lo suban a youtube, a ver si son capaces de mejorar el de la alcaldesa de Madrid.

2 Comentarios

error: El contenido está protegido